Ámbar y gris
Ahora esto es un manglar desvanecido.
El asfalto de las tres de la tarde es la sed,
El mono es la tormenta.
Pongo mi mano en tu cintura para no caerme:
Pretextos, ceremonias, botellas de ron.