No hay forma…
Me corto y no desespero,
actúo como el judío más confiable
que puedas conocer,

como broma y artefacto,
como el cefalóforo sin fresco,
como un respiro.

Acto de equilibrio, no me acompañas, no me reconoces,
dame el cosmos,
verás el bollo que hago con él,

no hay forma
de que diga una mentira,
es rigor en la manada.