Acá (gluglú)
Ni premios arrogantes, ni subterráneos chillando:
Hoy, un cascarón entusiasmado me divierte.
Yo espero callado el sosiego de los ojos del búho,
ese pajarraco de Chaumont que muere amarillo en el libro.
Ya ni recuerdo las malas prensas del pasado,
sigo sin reconocer la geografía de la mortandad
y los sentimientos de los gobernados dichosos.
Ni cortejos pasan, ni nubes se me animan:
Me han dado la espalda las discusiones, las ciencias,
las sorpresas y mis manos con sus jotas.
Solo me queda la siesta, como compañera siempre dispuesta.

Estoy encontrado acá: en un patio lleno de viento,
con cactus expectantes y pacientes de brotes,
entre dos o tres macetas soleadas
y platos para perros encontrados.
Con las caras filosas de la provincia
y las patas humeando al aire,
desorientado y furioso, con la mirada tumbándose;
neutral socarrón de una vez…
Para no abundar demasiado con ustedes:
demorado para la pica, en tedio pero emancipado,
excusándome como un desafortunado ante los tristes modernos.

Acá (tuntún)
ni premios   ni subterráneos pintados
encontrado acá   acá acá
en un patio lleno de viento
solo   pero más que solo
entre dos o tres maracas
de la antigua Guatemala
y platos para perros
con las caras de la provincia
y las patas al aire   también acá
desorientado   alunado
neutral socarrón de una vez
para no abundar   poco demorado
tedioso pero emancipado
excúsandome ante la modernidad